Historial familiar y embarazo (semana 1-4)

20 febrero, 2015

¿Cómo influye el historial  familiar en el embarazo?

Uno de los pasos más importantes para tener un embarazo sano es realizar una consulta con el médico de familia o con el ginecólogo antes de la concepción. Durante esta visita se realizarán las pruebas diagnosticas necesarias (citología, analítica de sangre, ecografía… que fueran necesarias) y se recogerá información sobre tus hábitos de vida y tus antecedentes personales y familiares.

Esta recogida de datos puede resultar muy útil para valorar si un embarazo va a ser de alto riesgo o de bajo riesgo, si va a requerir determinadas pruebas diagnosticas o si será necesario asesoramiento genético.

El historial familiar incluye información médica personal, de la pareja y de la familia. Y puede proporcionar información importante sobre la salud y en particular sobre enfermedades hereditarias o anomalías de nacimiento que requieran una consulta de genética específica para averiguar si pueden heredarlo tus futuros hijos.

Algunos problemas de salud son más probables de ocurrir en algunas familias, determinadas razas o grupos étnicos. Y ciertas enfermedades están ligadas a genes específicos como la hemofilia o la fibrosis quística. Además, el riesgo del bebé de desarrollar enfermedades como diabetes, epilepsia o retraso mental puede ser más alto si alguien en su familia lo padece.

Con el fin de evaluar el riesgo del bebé de desarrollar o heredar enfermedades, la recogida de información sobre la historia familiar será lo más completa posible, incluyendo en muchos casos preguntas sobre los hábitos sexuales, antecedentes de enfermedades de trasmisión sexual o embarazos o abortos anteriores. Tus antecedentes personales y tu historia sexual pueden afectar al embarazo, por lo que es importante seas sincera. Ten la seguridad, que no hay nada que puedas decirle al médico que no haya oído muchas veces antes.

 

Ana Tejeda. Matrona


Déjanos un comentario